extracurricular

Ante la duda, formación complementaria.

Los traductores somos curiosos por definición. Y no cesamos en nuestro empeño de mejorar, aprender, especializarnos y seguir formándonos.

Dependiendo de la universidad en la que se estudie, la carrera de Traducción e Interpretación puede ser algo distinta. En algunas facultades existen especializaciones en ciertos ámbitos, y por lo tanto es importante ojear los planes de estudios de cada una de ellas antes de escoger, si se puede, dónde estudiar. Hay universidades que ofrecen una cantidad de horas de interpretación mayor, otras que tienen más o mejores asignaturas en traducción literaria, jurídica o científica, por ejemplo; en algunas, durante el nuevo grado, los alumnos tienen la posibilidad de hacer traducción audiovisual o interpretación en los servicios públicos, por ejemplo, que son dos de los ámbitos más en boga actualmente. Por lo tanto, conoce tu facultad antes de escoger, y una vez dentro, exprime al máximo aquellas asignaturas, profesores o itinerarios que te interesen. Es una especie de aprendizaje “a la carta”, que quizás algunos estudiantes no conocen, y de la que se puede sacar mucho provecho. En todo caso, un traductor siempre está al día. De nuevo software, de nuevos glosarios, de nueva metodología o nuevos diccionarios en línea.  Y esa es la gran virtud de la profesión. Nunca te la acabas.

Hablando de acabar, quiero decir que no todo acaba en la carrera. Ni muchísimo menos. En todo caso, muchas veces es en ese momento que empieza la aventura de la formación complementaria. Todo futuro o actual traductor e intérprete lleva consigo un saco de intereses, aptitudes y aficiones muy valioso. Y puede sacar alguno de estas cualidades del saco con asombrosa facilidad, si solo se informa de cursos, seminarios y talleres. Eventos que se realizan a lo ancho y largo del país, e incluso el extranjero, para esos afortunados que se lo puedan permitir, o bien que están en el sitio adecuado en el momento adecuado.

A lo largo de los últimos cinco años he asistido a varios seminarios y conferencias, de diversa índole, pero todos ellos muy provechosos. Respecto a la traducción literaria, por ejemplo, se celebra anualmente y desde el 2003, las Jornadas de la Cátedra Jordi Arbonés, organizadas por la Universitat Autònoma de Barcelona. Suelen ser jornadas de 4-5 horas, y su temática es tan amplia como interesante. Desde la traducción del exilio, a monográficos de traductores célebres, como el propio Jordi Arbonés o Joan Sales, y suma y sigue.  También existen las Jornadas sobre Traducción que se realizan en Vilanova i la Geltrú, y que va por la edición XX. Muy recomendables y variadas, ya que cada año se debate sobre algún ámbito concreto de la traducción, desde la traducción de cómics, la traducción literaria, etc. Estas dos son totalmente gratuitas.

Este año tuve la suerte de asistir al Ojo del Polisemo, especializado en traducción literaria y editorial, cuya sede fue Barcelona. Trataban el mito de la invisibilidad del traductor, y puedo asegurar que todas y cada una de las charlas y debates fue apasionante, muy enriquecedor, y un público convenientemente formado por estudiantes y profesionales al 50-50. Para mí fue una magnífica ocasión para aprender sobre la traducción literaria, escuchar a grandes profesionales del gremio y conocer y hablar con alguno de ellos. Fue tal el impacto que me supusieron estas jornadas que, al tercer día, al salir del coloquio de despedida, deseé que volviera a ser el primer día a las 10 de la mañana. El «polisemismo» es casi una forma de vivir la vida. Me prometí que, en cuanto pudiera, asistiría de nuevo, aunque si no me equivoco el próximo Polisemo tendrá lugar en Alcalá de Henares. Estad atentos!

Tengo una cuenta pendiente con los talleres, tanto presenciales como virtuales. Llevo tiempo consultando los que realiza APTIC, los webinarios de Proz, y otros muchos, consultando fechas, lugares y agenda para apuntarme a aquellos que más me interesen. Hay tantos, y la mayoría tan apetecibles… Uno, que no se cansa de aprender.  También muy interesante echarles un vistazo.

Y ése es el propósito de esta breve y difusa entrada. Incidir en el amplio abanico de actividades alrededor de la traducción, y los beneficios que conlleva asistir a ellos. Sea cual sea tu campo, tu pasión o tu ocupación; seguro que existe un evento para ti. Es tan fácil como googlear “Seminarios de traducción” “Jornadas de traducción” o “Taller de traducción” y abrir bien los ojos. Ahí os esperan.

Advertisements